La apatridia en las Américas: una realidad por visibilizar

27abril 2017
La apatridia es un fenómeno global que afecta a un aproximado de diez millones de personas, según cifras del Alto Comisionado de las Naciones Unidas para los Refugiados (ACNUR). Estimados de la Red de las Américas sobre Nacionalidad y Apatridia (Red ANA) indican que al menos 220.000 personas se encuentran apátridas en el continente americano.

La mayor concentración de esta población se concentra geográficamente en República Dominicana, país en el que la aplicación retroactiva de una decisión del Tribunal Constitucional de 2013 privó a un gran número de personas de su nacionalidad. Sin embargo, la falta de conocimiento sobre esta realidad que viven muchas personas y la inexistente estadística sobre este fenómeno, nos indican que este número es quizás mayor.
A pesar de que el marco jurídico internacional en materia de apatridia existe desde hace más de medio siglo, en la actualidad solo 19 países del continente americano son parte de la Convención sobre el Estatuto de los Apátridas de 1954 y 16 de la Convención para Reducir los Casos de Apatridia de 1961.

Así, es necesario visibilizar esta problemática para avanzar en la protección de las personas apátridas y en el desarrollo de marcos normativos a nivel regional e internacional, que hagan posible facilitar el acceso a la nacionalidad. Por ello, en 2014 el ACNUR lanzó la Campaña #YoPertenezco - #IBelong, a nivel internacional-, para sumar esfuerzos hacia la erradicación de la apatridia en 10 años. Ese mismo día, fue lanzada la Red ANA con el propósito de establecer una Red que contribuya a este mandato, sumando esfuerzos en la región que faciliten el intercambio de experiencias y conocimientos sobre el tema de la apatridia. En el evento, el entonces Alto Comisionado del ACNUR, ahora Secretario General de las Naciones Unidas, Antonio Guterres, hizo especial mención al potencial que tiene nuestra región para ser la primera a nivel global en alcanzar los objetivos planteados por la campaña #YoPertenezco y para el objetivo de erradicar la apatridia en las Américas.
El pasado mes de marzo, la Red ANA en conjunto con el Instituto de Apatridia e Inclusión (ISI, por sus siglas en inglés) y la Cancillería de la República de Colombia, ofrecieron el primer curso especializado en temas de apatridia con enfoque en las Américas. El curso regional sobre apatridia reunió a 34 participantes y 9 facilitadores provenientes de 12 países de las Américas y de Europa, entre ellos representantes de las organizaciones de la sociedad civil, representantes de organismos internacionales y académicos.

En cinco días, los participantes tomaron clases de temas relacionados a la apatridia, análisis de casos que corresponden al tema en la región, marcos jurídicos de nacionalidad y capacitaciones para responder a situaciones graves de apatridia. Los y las participantes también realizaron actividades en equipo, discutieron ideas para hacer frente a la apatridia y desarrollaron líneas de acción específicas para implementar a mediano plazo en sus países.

En paralelo, se realizó un curso de capacitación sobre apatridia para funcionarios del Gobierno colombiano que se desempeñan en las distintas instituciones encargadas de atender asuntos de apatridia: Cancillería, Migración Colombia, Registraduría Nacional del Estado Civil, Defensoría del Pueblo, Presidencia de la República y Congreso de la República. Este curso -que fue posible gracias al apoyo del ACNUR y de Open Society Justice Initiative- tuvo como objetivo compartir conocimiento técnico sobre el tema de apatridia y sensibilizar a las instituciones sobre la necesidad de visibilizar los casos de apatridia y darles una solución pronta de modo que a las personas que se encuentran en esta situación les sea facilitado el acceso a una nacionalidad.

La apatridia plantea retos que requieren una visión multidisciplinaria para resolver las distintas situaciones a las que se enfrenta la población apátrida. Compartir conocimientos y experiencias es el primer paso a dar hacia la erradicación de este fenómeno. En Red ANA creemos que lo apuntado por Guterres hace 3 años es posible y que este curso fue una contribución positiva para que el continente americano sea efectivamente la primera región en erradicar la apatridia en el mundo.

Para estar al tanto sobre los avances y desafíos en materia de apatridia en el hemisferio, suscríbete al boletín de la Red ANA o visita su página web: www.americasns.org

No hay comentarios

Agregar comentario