Por: Nectalia Cuadra (Periodista)

(Este es un ensayo elaborado en el marco del Seminario para Periodistas sobre Movilidad Humana y Plan Alianza para la Prosperidad del Triángulo Norte)

Honduras un país estratégicamente  situado en el corazón de América y en el centro de Centroamérica, situación geográfica que no ha sido aprovechada para que la nación hondureña tenga un mejor nivel de vida por el contrario, el territorio ha sido objeto de ruta para el paso de grandes cargamentos de droga hacia Estados Unidos y de paso migratorio para ciudadanos de varios países del mundo en busca del famoso sueño americano, quienes arriesgan sus vidas en este recorrido que debería llamarse de la muerte y dolor.

A partir del año 2014 crece un gran flujo migratorio de hondureños y hondureñas de todas las edades especialmente niños y niñas hacia Estados Unidos en busca de sus padres o madres con el dicho de que quieren permanecer juntos a sus progenitores, lamentablemente en este recorrido estas personas son objeto de abusos de toda naturaleza, violencia de derechos humanos y hasta la pérdida de su vidas.

De este gran tráfico migratorio de Honduras, Guatemala y El Salvador, nace el Plan Alianza para la Prosperidad formado por estos 3 Estados,  autoridades de Estados Unidos y el Banco de Desarrollo (BID), con el fin de detener la migración de sus respectivas naciones, el cual cuenta con presupuesto asignado por el Senado de Estados Unidos de 750 millones de dólares, que serán distribuidos entre los 3 países.

La Alianza fue formada por los presidentes de las 3 naciones antes mencionadas, autoridades de Estados Unidos y del Banco Interamericano de Desarrollo (BID), organismo Internacional que funge en el Plan como aliado técnico, está programado para un período de 5 años del cual autoridades de Estados Unidos espera conseguir el control y el no ingreso de miembros de maras y pandillas a su territorio.

Sin embargo, la migración continua en busca de mejores oportunidades, ya que en Honduras, no se cuenta con políticas que mejoren el sistema de vida de sus habitantes, por el contrario no hay acceso a una buena educación, fuentes de empleo, salud etc.,  por el contrario las autoridades gubernamentales ofrecen una especie de sub empleo por horas, forma de quitar los derechos laborales a los trabajadoras y trabajadores que tienen un derecho permanente al trabajo.

El Plan cuenta con 4 pilares fundamentales que son: 1) Dinamizar el sector productivo, 2) Desarrollar el capital humano, 3) Mejorar la seguridad ciudadana y el acceso a la justicia y 4) Fortalecimiento institucional con transparencia Honduras, que son de fiel cumplimiento para que cada nación integrante a este plan reciban desembolsos.

De los que el pueblo hondureño espera que las oportunidades que se brinden a empresarios para promover sus empresas en el campo de la inversión nacional y extranjera, no sea solo para beneficio del empresariado hondureño que al final solo deja el desgaste humano, que en ocasiones las autoridades del país da grandes oportunidades para la implementación de empresas extranjeras y no recibe los beneficios acordes para beneficio del pueblo en general y que para llevar a cabo estas prácticas ha tenido que cambiar la constitución de la República siguiendo el nuevo beneficio propio y en ocasiones hasta vender parte de nuestra nación incluyendo las playas con la intención de crear fuentes de trabajo, razón por la que planteamos algunos aspecto de estos 4 pilares que resumiremos a grandes rasgos y que son:

  1. Dinamizar el sector productivo: No quiere solo decir, que en “río revuelto ganancia de pescadores”, porque al final los ricos serán más ricos con la inyección de dinero que el mismo gobierno aporta para sus capitales, con el dicho que por ejemplo las empresas crearan trabajo por hora para jóvenes, cuando esto no es más que una violación al derecho de trabajo permanente, pero como es un pueblo que vive de colores y en la oscuridad educativa no se puede hacer nada.

Además, las empresas solo se preocupan por el aspecto industrial, ahora que existe el Consejo Económico y Social (CES) se habla de que crearan el empleo decente, como si los indecente no formaran parte de las políticas privadas del empresariado y funcionarios del Gobierno, sin importarles que la mayoría de hondureños viven en extrema pobreza, según indicadores con menos de 3 dólares al día, donde en algunos hogares tienen que comer hasta 10 personas. No hay un verdadero interés para que el campesino se oriente a trabajar la tierra y producir sus propios alimentos des los granos básicos que no falten todo el año, para no dar la oportunidad que los mafiosos agiotistas los vendan al precio de su mayor ganancia.

Se habla de la conjugación de Aduanas, la que ya existe entre Honduras y Guatemala, con el fin también de crear mejor dinamismo en la inversión, pero si nos ponemos a pensar que hace una familia de tierra adentro con la unión de esta aduana sino tienen que comer. Respondámonos. “Hay que enseñarle a pescar para que sobreviva a sus necesidades”.

  1. Con respecto a desarrollar del capital humano: Se entiende que es capacitar a niños, niñas, jóvenes y mujeres para que sean incorporadas a una mejor educación, salud desarrollo social, además tomar en cuenta la reinserción social y económica de los migrantes retornados.

Pero la realidad es otra en Honduras, con respecto al migrante retornado, definitivamente no existen verdaderas políticas de gobierno que incorporen al migrante retornado que en ocasiones viene sin brazos o piernas, pero las políticas de prevención por parte de las autoridades es promocionar anuncios publicitarios millonarios, donde en vez de incentivar a las personas a no abandonar el país, más bien crea el reto de hacer ese recorrido inseguro y peligroso.

Considero que una de las formas como nuestros compatriotas no abandonarían el país que con la mirada en un sueño americano, es dando a conocer todo lo relacionado con este Plan Alianza para la Prosperidad, es decir socializarlo en las escuelas a niños de grados superiores, colegios, Universidades, asociaciones y alcaldías, que estas se encarguen de llamar a sus comunidades a escuchar las charlas o tallares, para que se den cuenta de los grandes peligros que corren al emprender vuelo hacia el norte.

No menos importante es el implemento de una buena  educación tanto formal como sexual y reproductiva, para que los jóvenes de ambos sexos no piensen en procrear a temprana edad, pero que este aspecto lo justifican en ocasiones hasta sus padres con el dicho de que en el pueblo no hay nada que hacer, entonces yo me pregunto “hay que hacer niños”. Pero como se puede pedir pan al hambre si expertos afirman que en Honduras tenemos los peores índices educativos de toda Latinoamérica por no decirnos que somos unos analfabetos.

En el país no han existido programas que colmen a los hondureños y hondureñas de beneficios y derechos, porque no se han creado las instituciones preocupadas por su bienestar, aunque tengan los fondos  necesarios para hacerlo simple y sencillamente no ha existido voluntad de que el pueblo reciba lo que se merece como persona humana,   porque solo para ejemplo entre más idiota es un pueblo, más se sirven los políticos de ellos con el famoso voto. Razón por la que considero “la educación es la luz de la oscuridad”. La realidad es otra debo detenerme en este pilar porque me tomaría muchos años expresar la injusticias de países como el nuestro., pero que invito a la juventud a forjarse de alguna manera en lo bueno porque eso trae bienestar y adelanto a los pueblos no importa si es chico o grande.

  1. El tercer filar es mejorar la seguridad ciudadana y el acceso a la justicia: Si bien es cierto se han creado instituciones judiciales, estás no han sido para mejor el acceso a la justicia por parte de los compatriotas sino más bien para hacer las actividades que vengan en beneficio de los gobiernos, un ejemplo de ello es la creación del Consejo de la Judicatura, la destitución de los 4 magistrados de la Corte Suprema de Justicia anterior, con el supuesto de mejorar y fortalecer el sistema judicial.

Es conocido que se han reformado la ley empezando por la Constitución hasta sus Códigos y se ha elaborado una serie de leyes, como quien cambia canales de televisión, todo con el fin de prevenir el delito, pero que a la larga el delincuente se revela, porque no debe ser ese el proyecto sino proyectos y programas encaminados a la conciencia del ser humano de integración familiar, social y comunitaria, creación de fuentes de empleo y la cooperación general de acceso sino a una educación formal profesional a una serie de capacitaciones especializadas de orden técnico, que sirvan a las personas a la obtención de trabajos dignos y permanentes, para no ser objeto o víctima de la violencia por parte de grupos delincuenciales.

Por otra parte, estos programas vendrán en apoyo a las comunidades donde el ciudadano y ciudadanas se sentirán seguros porque los delincuentes al final se vendrán quedando solos y buscaran mejores formas de vida o simplemente quizá busquen otros lugares en busca de nuevas víctimas. Porque no solo es víctima el que muere sino también las personas que entran a este mundo de violencia e inseguridad ciudadana.

El Estado tiene la potestad constitucional en el artículo 176 de pedir ayuda a los medios de comunicación privados en promover campañas de bienestar general y todavía no hacen uso de eso, sino que por el contrario pagan sumas millonarias a los medios, para que publican sus mentiras, estas campañas deben ir con mensajes de erradicación a la violencia y promover una vivencia de paz y dejar de ser un país con alta tasa de crimines, asesinatos, masacres por la delincuencia.

Un país no puede tener seguridad ciudadana cuando las instituciones encargadas de vigilar por la seguridad de los pueblo, se encuentran sumergidos como parte de la misma criminalidad de todo tipo entre ellos, narcotráfico, violencia y corrupción.

Una cosa si se debe saber es que los ricos, políticos y funcionarios cuentan con seguridad 24/7 es decir los 365 y más días del año, pero no son invisibles tampoco permanentes en sus cargos y que para la delincuencia no hay obstáculos cuando quieren cometer delitos.

  1. El último perfil es el fortalecimiento a las instituciones para aumentar la confianza de la población en el Estado. Esto no es más que palabrería barata a quien le importa el sufrimiento de los pueblos pobres y miserables como el nuestro, algunos dirán que pesimista, no veo y he vivido la realidad durante más de 50 años y siguen las mismas o perores estadísticas de analfabetismo, pobreza y para colmo ahora el gran aumento de la criminalidad, quien diga que el Honduras ha mejorado yo le pregunto en qué?, hace años un campesino caminaba con su alforja llena de dinero y nadie le robaba o mucho menos le quitaba la vida, hoy día se hace esto y mucho más por la carencia de valores éticos, morales y espirituales, sin dejar esos atributos que son natos de la persona humana o es que somos una montaña de hielo sin sentimientos ni capacidad cognoscitiva.

Una de los compromisos adquiridos en este pilar es el fortalecimiento en la administración tributaria, que solo ha servido para imponer más impuesto al pueblo hondureño hasta con

un pago llamado “Monotributo”, el que debe ser pagado hasta por las vendedoras de tortillas, solo para citar una de las formas de ganarse la vida de forma decorosa, vaya trabajo digno de estas mujeres que pierden sus días de juventud madrugando para poder llevar un poco de alimento a sus hogares.

Talvez al gobierno sirva el cambio de nombre de las instituciones administradoras, porque con esa acción corren a todos los empleados y empleadas y colocan a sus nuevos correligionarios, siendo esta una práctica milenaria, este el caso de la Dirección Ejecutiva de Ingresos (DEI) hoy denominada Servicio de Administración de Rentas (SAR).

Instituciones que aunque consigan los propósitos de recolección millonaria de dinero con el pago de impuestos, de nada o poco sirve porque el pueblo no verá esos millones reflejados en obras, programas ni proyectos de beneficio social.

Con respecto a la transparencia de estas instituciones da ganas de morirse de risa, para muestra un botón, un diputado del Partido Nacional dijo que como se iban a dar a conocer las sumas de dinero que se perciban de la mal llamada Tasa de Seguridad, que no es más que un robo descarado del sudor de la frente que algunas personas tienen de su ahorros. Aduciendo este congresista que sería como darle toda la información a la delincuencia en general y que les serviría para hacerles la contraparte, esto en realidad da mucha pena.

Y hablando más de transparencia la misma institución encargada de esta temática dice que hay hasta la fecha más de 74 instituciones aplazadas con respecto a la transparencia en sus gestiones gubernamentales, porque no rinden ni brindan a la opinión pública ni la más mínima expresión de sus actividades mucho menos dirán en que son invertidos los presupuestos millonarios que reciben, no quiero dejar de mencionar que los entes reguladores como el famoso Tribunal Superior de Cuentas, muy bien llamado en el mundo de la palestra pública Tribunal Superior de Cuentos de Hadas Madrinas y Padrinos, porque no rinde verdaderos informes de las instituciones, otro ejemplo que llama la atención es que otra vez estamos fuera del Proyecto del Milenio y recordarles que Suiza se fue y dejo de ayudarnos por el alto grado de corrupción que impera en el país y estamos hablando del Gobierno no organizaciones criminales.

Finalmente, quiero expresar que todavía no se conoce en ente o institución que fiscalizara al famoso Plan Alianza para la Prosperidad y que se menciona que este debe ser independiente, pero en Honduras no se conoce ese término y sino que le pregunten a los políticos de turno, porque el dinero de Plan Alianza para la Prosperidad, Honduras tendrá que pagarlo, sea a corto o largo plazo.

El pueblo hondureño debe tener la esperanza que es lo último que se pierde, que pronto se instale ese ente fiscalizador para que en realidad se cumplan estos 4 pilares del Plan y con ellos contribuir sino en gran parte talvez en algo a la población hondureña.