Tegucigalpa - El Centro de Investigación y Promoción de los Derechos Humanos condena la ejecución de los jóvenes Mario Henrique Suárez Gómez, y Gerson Daniel Meza Medina, quienes fueron detenidos en su casa de habitación ubicada en el barrio Bella Vista de la ciudad de Comayagüela, por personas identificadas como Agentes de la Agencia Técnica de Investigación Criminal (ATIC) y posteriormente fueron encontrados muertos el 30 de agosto del presente año, con características de haber sido torturados y posteriormente ejecutados. El hallazgo criminal tuvo lugar en el sitio denominado “la montañita”, lugar donde se cometieron crímenes de lesa humanidad por los que gobernaban el país en los años 80.

Fotografía cortesía de Giorgio Trucchi.

El Centro de Investigación y Promoción de los Derechos Humanos (CIPRODEH), expresa nuestras más grandes condolencias por el fallecimiento de nuestro amigo JOSÉ ASUNCIÓN MARTÍNEZ.

Expresamos enfáticamente nuestra preocupación y alarma ante los retrocesos en materia de derechos humanos que sufrimos en el país, cada vez más nos vemos enfrentadas/os a una indefensión total de nuestros derechos, ante un gobierno ilegítimo e ilegal que no responde a las necesidades de la población hondureña vulnerada en sus derechos y que hoy nos vemos enfrentadas a altos índices de violencia, corrupción e impunidad que perpetúan las enormes brechas de desigualdad económica, política y social.

Sobreseimiento definitivo. Fue la resolución tomada este viernes en los Juzgados de Letras Penal de la Sección Judicial de Tegucigalpa, para los oficiales de policía, Juan Manuel Aguilar, Félix Adrían Colindres y Marlon Vásquez Palma, acusados por los delitos de abuso de autoridad, violación de los deberes de los funcionarios, lesiones, detención ilegal y torturas, contra cuatro defensores y ocho estudiantes universitarios.

Contexto y Análisis del Problema

El fenómeno de la migración es global y en constante crecimiento, por lo tanto, reviste una importancia considerable a nivel internacional, regional y nacional, inclusive en la región Centroamérica donde el fenómeno se intensificó de manera significativa en los últimos años. Cabe subrayar que a nivel mundial se estima que las y los trabajadores migrantes y sus familiares representan más de 90% del total de migrantes internacionales. De hecho, en los últimos años, la liberalización y globalización de los mercados económicos han estimulado de manera siempre más significativa la movilidad de capitales y recursos como también de personas. Sin embargo, mientras se abren las fronteras al comercio regional e internacional y se facilitan las transferencias de capitales y bienes, los trabajadores migratorios y sus familiares siguen enfrentando importantes obstáculos restringiendo la movilidad humana transfronteriza y a menudo padecen desigualdad de oportunidades y discriminación en el empleo.