El Centro de Investigación y Promoción de los Derechos Humanos, CIPRODEH se pronuncia en los siguientes términos:

  1. El CIPRODEH, manifiesta su preocupación ante la falsa amenaza de “bomba” que han recibido vía redes sociales los padres, madres y/o encargados de Familia de la Escuela “Miguel Andoie Fernández”; de la colonia Nueva Era, de Tegucigalpa, Honduras; quienes han acudido esta mañana a las instalaciones del Centro Educativo, para evacuar a sus hijos, por temores fundados en la falsa amenaza de bomba.
  2. Esta oficina ha registrado elevados niveles de inseguridad en la zona (Trata de personas en la modalidad de reclutamiento forzado y desplazamiento forzado por violencia), donde la reacción del Estado es ausente o negligente, por lo que es clara la condición de vulnerabilidad en la que se encuentran las personas habitantes de  esta colonia, que como consecuencia ha causado un éxodo masivo de niños, niñas y jóvenes.
  3. Recordamos al Estado de Honduras, su deber de proteger los Derechos Humanos, en tal sentido garantizar la seguridad de los habitantes de la Colonia Nueva Era, adoptando medidas preventivas a través de la Policía Nacional y en medida de lo posible asegurar la no intervención de agentes militares en estas tareas de seguridad.
  4. Como organización de Derechos Humanos, instamos al Estado a realizar una investigación eficaz con debida diligencia para dar con la verdad de la amenaza y de esa forma manejar los niveles de incertidumbre en los que se encuentra la población de la colonia Nueva Era.

Al adoptar medidas de seguridad, el Estado de Honduras debe observar el interés superior de las niñas y niños, sus medidas deben garantizar el derecho a la vida, la supervivencia y el desarrollo, sin discriminación alguna, así como asegurar que se tome en cuenta su participación en la planificación de estrategias de seguridad integral, en cumplimiento de los compromisos internacionales establecidos en la Convención sobre Derechos del niño/a.

 

Tegucigalpa, 22 de mayo de 2018